1 de junio de 2010

La España Mocha



Este puente que ustedes observan tenderse inconcluso sobre el barranco, no es un capricho de la ingeniería, sino testimonio de la repentina paralización de la obra pública en España tras la crisis financiera de principios del XXI.

Quizá nuestros tataranietos (o los de los chinos) reciban este tipo de explicaciones de un guía turístico dentro de unos cientos de años ante los restos de la A7 o el tendido de algún innecesario AVE.

¿Fantasía? Los granadinos sabemos mucho de esto. A Algunos nos gusta recordarlo cuando enseñamos la Plaza de las Pasiegas a las visitas: escenario simpar donde puede contemplarse el resultado del endeudamiento monstruoso del imperio español, que, cuando ya no pudo seguir costeando obras faraónicas, las cortó de cuajo.

Estaba previsto que Granada tuviera una Catedral normal: con dos torres, una a cada lado de la puerta principal, terminadas en pico y con su cruz en lo alto. Cada torre debía tener cosa así de 90 metros... pero el dinero se acabó cuando la primera torre iba por la mitad, y al maestro de obras le mandaron dejarla como estaba, pero tapándola, para que, por lo menos, no entrara el agua. Y así se quedó la Catedral, con una sóla torre, mocha y de 40 metros.

España (y quizá toda Europa) van camino de quedarse mochas. La fiesta se ha acabado y estos gobiernos no tienen pinta de atreverse a cobrar impuestos a las grandes fortunas y multinacionales que un día fueron europeas, pero a las que ya les sobra Europa. Hace mucho que se fueron a poner sus fábricas en el tercer mundo, sus ventas en China, la mayoría de su beneficio en la especulación y sus sedes en los paraísos fiscales.

No es la primera vez que pasa: también le pasó el quivalente histórico a la España del XVI y sus banqueros, a la Holanda del XVII y sus burgueses y, posteriormente, a la Inglaterra del XIX y sus capitalistas... se exprime un imperio floreciente y se muda uno antes de que se hunda. Lo malo es que nosotros, tu que me lees y yo que lo escribo, no nos podemos mudar. Si no se produce un levantamiento social y político, nos quedaremos aquí, viendo aves, puentes, autovías y estados del bienestar mochos.

1 comentario:

  1. Hola.

    La foto de las obras del AVE que aparece en el artículo está licenciada como Creative Commons BY-SA, lo que significa que la imagen puede ser usada de manera totalmente libre, incluyendo usos comerciales, a cambio de citar al autor de la foto. La foto original está en https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Obras_del_AVE_a_su_paso_por_Ponte_Ulla_-_2.JPG

    ¿Podría añadir la autoría en algún sitio?

    Un saludo.

    ResponderEliminar